Pérgolas jardín

Existen varios tipos de pérgolas de jardín, cada una con usos recomendados específicos:

  1. Pérgolas de madera: Ofrecen un aspecto clásico y natural, ideales para jardines tradicionales. Son perfectas para soportar plantas trepadoras y crear un área acogedora para relajarse.
  2. Pérgolas de metal (acero o aluminio): Son duraderas y resistentes a la intemperie, adecuadas para un mantenimiento bajo. Ideales para jardines modernos y para estructuras permanentes que requieran poco cuidado.
  3. Pérgolas bioclimáticas: Tienen láminas ajustables en el techo para controlar la luz y la ventilación, lo que las hace perfectas para uso durante todo el año y para adaptarse a diferentes condiciones climáticas.
  4. Pérgolas con toldo retráctil: Proporcionan flexibilidad, permitiendo abrir o cerrar el techo según las necesidades del clima. Son ideales para áreas donde las condiciones climáticas cambian frecuentemente.

Cada tipo se adapta a diferentes estilos de jardín y necesidades de uso, desde áreas de comedor al aire libre hasta espacios de relajación y sombra.

Artículo añadido al carrito.
0 artículos - 0,00 
× ¿Cómo podemos ayudarte?